miércoles, 27 de julio de 2022

Entrevistas en prensa con motivo del Premio Nacional de Bellas Artes México 2021

 

En el cotidiano EXCÉLSIOR, Ciudad de México, del día 25 de julio de 2022:


DESCUIDAN LA JOYA MÁS PRECIADA: SERGIO I. CÁRDENAS TAMEZ, GANADOR DEL PREMIO NACIONAL DE ARTES Y LITERATURA EN EL CAMPO DE LAS BELLAS ARTES 2021,

por JUAN CARLOS TALAVERA.


Mientras la Orquesta Sinfónica Nacional (OSN) perfila los candidatos para ocupar su dirección artística, el compositor y director de orquesta Sergio I. Cárdenas Tamez (Tamaulipas, 1951), ganador del Premio Nacional de Artes y Literatura, en el campo de las Bellas Artes 2021, pidió un ejercicio de autocrítica en el que se evalúe la dimensión de la orquesta, su significado, sus metas y aspiraciones.

Y no me refiero sólo a las aspiraciones de que les aumenten el cien por ciento del salario, que, claro, no me opondría, pero hay que redimensionar la responsabilidad de esta agrupación en la historia de la música sinfónica de México, ya que, ahora, mucha gente ni siquiera la toma en cuenta”, dice a Excélsior.

Aunado a esto, dice, la OSN debería revisar el costo de los músicos invitados, a quienes el INBA ha pagado millones por escasas presentaciones.

A lo mejor esa gente, en un contexto determinado, sí justifica esos honorarios, pero ¿lo está en un país con 60% de pobreza en su población? Se necesita una evaluación de acuerdo con la realidad del país”, apunta.

Cárdenas recuerda que la OSN, agrupación que dirigió de 1979 a 1984, tiene un peso histórico y músicos de gran talento, “pero hoy no está hilvanada ni tiene cohesión artística o musical, y menos coherencia de política cultural”.

¿Le gustaría volver a dirigir la OSN?, se le cuestiona al músico que estudió con Herbert von Karajan y Sergiu Celibidache.

No se puede saber nada si no hay una postura de lo que busca la OSN. ¡Que se manifiesten! ¿Quieren un director güerito que mueva la melena, sonría y les perdone todo?, ¿quieren que sea millonario o venga de un país europeo? ¿Y las autoridades del INBAL (que dirige Lucina Jiménez), qué buscan para la OSN?”, pregunta.

Porque tienen la joya más preciada para hacer una inmensa labor histórica de cultura musical en el país y no se entiende qué se quiere o cuál es la meta. Y lo mismo con otras orquestas, (como la OFUNAM)”, abunda.

Y agrega: “Y si sólo que se quiere salir del paso y hacer como que trabajan y que siga privando la frivolidad, entonces no tiene caso hablar del asunto, porque no hay seriedad y la música no se puede hacer si no hay honestidad, seriedad y humildad”, dice.

Cárdenas Tamez también habla sobre lo que representa el Premio Nacional de Artes 2021, anunciado el pasado 20 de julio y que será entregado en fecha por definir.

Me encuentro en un momento de madurez plena en el trabajo creativo, pedagógico, en el quehacer cultural y de divulgación cultural. Así que es un estímulo tremendo.

Un reconocimiento es un renacimiento, en cierta manera, en el sentido de que refrenda y abona ímpetu y la energía para que lo hecho a lo largo de más de cinco décadas no decaiga”, explica.

¿Cuál será el nuevo reto? Mantenerme a la estatura del premio y eso es lo que más me estimula. Estoy rebosando de alegría por esta distinción, sin duda, la más significativa en este ámbito en México y lo agradezco mucho”.

El también director de la orquesta de cámara Consortium Sonorus habla de su búsqueda en la música.

Mi obsesión es mantenerme íntegro ante el fenómeno musical y eso tiene otro tipo de retos”, por ejemplo, mantenerse alejado del mercado y de la fama.

El mundo contemporáneo exige el bluf, la frivolidad, el glamour y eso también lleva a muchas personas, en diferentes ámbitos o dimensiones de manifestación y expresión, a buscar lo que se denomina ‘hacer una carrera’.

Eso es notorio observar en no pocas personas, pero yo no he tenido eso. Mi obsesión principal ha sido mantenerme íntegro ante el fenómeno musical como tal”, aclara.

Sin embargo, admite que eso lo ha llevado a asumir un costo. “Los últimos años los he vivido dramáticamente. Es difícil aceptar los costos que uno asume ante una postura íntegra del fenómeno musical, y que muchos no quieren entender, porque tienen otro tipo de intereses y aplican criterios que podrán llamarse de índole política o de poder, pero sirviéndose del fenómeno musical”.

Finalmente reconoce que “todo acto artístico es un acto político, pero nunca de orden panfletario, porque tiene que ver con el ser humano que lo hace y el que lo recibe, y la obligación del creador consiste en no ser un obstáculo a esa creación artística”, asevera el autor de Saludo Tamaulipeco.

BAJO PRESIÓN POR 52 MESES

Han pasado 52 meses desde que Cárdenas Tamez interpuso una demanda en contra de la Facultad de Música (FaM) de la UNAM, que dirige Teresa Frenk, ante la Junta de Conciliación y Arbitraje, tras ser “separado injustificadamente de mi plaza definitiva y de la tutela artística de la Sinfónica Estanislao Mejía”, como informó Excélsior en 2017 y 2018.

El proceso jurídico, explica, está por llegar a su última etapa en agosto, luego de que la FaM intentara postergar la resolución “y de que la UNAM me dispensara un trato delincuencial”, dice el autor del ciclo Beethoven visita México y Oigo latir la luz, quien ha dirigido las orquestas del Conservatorio Superior de Bucarest, la Sinfónica de la Universidad de Música “Mozarteum”, la Estatal de Weimar y la Beethoven, de Bonn, Alemania.

No sé qué va a hacer la UNAM ahora para quitarse la vergüenza, porque esta distinción es lo opuesto al proceso de destrucción que me han querido aplicar. El premio es una bofetada tremenda, con guante blanco, a todas esas arbitrariedades de la directora de la FaM”, expresa con expectación.

https://www.excelsior.com.mx/.../sergio-i.../1528805


En el cotidiano EL UNIVERSAL, Ciudad de México, el 27 de julio de 2022:




En el cotidiano REFORMA, de la Ciudad de México, el 30 de julio de 2022:



En el cotidiano LA RAZÓIN, de la Ciudad de México, el 2 de agosto de 2022:



En el Noticiero del CANAL ONCE (Ciudad de México):




https://oncenoticias.digital/cultura/director-de-orquesta-sergio-cardenas-estrenara-composicion-en-chicago/#go-to-content 



El segundo semestre de 2022 ha sido de grandes noticias para el director de orquesta y compositor tamaulipeco, Sergio Cárdenas Tamez. 

En Chicago se estrenará una de sus composiciones y además, recibirá el Premio Nacional de Artes y Literatura 2021 en el rubro de Bellas Artes. 

“A mí me tiene increíblemente emocionado el verme en la lista de los premiados, esta Manuel María Ponce, Carlos Chávez, Joaquín Gutiérrez Heras, Manuel Enríquez, Mario Lavista… te estoy hablando de grandes figuras que han dejado una huella indeleble en nuestra música y que yo tengo el reto maravilloso de responder a esa altura”, expresó Sergio Cárdenas. 

Su pasión por la música data desde la infancia y recuerda cómo al llegar al barrio de Coyoacán ese anhelo comenzó a encontrar rumbo. 

“Estudie con un foco de la calle, con la lámpara de la calle ya que en el dormitorio en que estaba hospedado estudiando la preparatoria y estudiando al mismo tiempo música en las mañanas, en el dormitorio apagaban las luces a las 10:30 de la noche”, agregó el director de orquesta. 


El 11 de agosto es el estreno de su obra 129 en la Quincuagésima Convención Anual de la Asociación Nacional de Flauta de Estados Unidos, y la interpretarán cuatro mujeres, encabezadas por Evangelina Reyes.  


https://www.cronica.com.mx/cultura/sergio-cardenas-mi-pandemia-me-hizo-mandados.html

Sergio Cárdenas: “A mí, la pandemia me hizo los mandados”

Compuso 12 obras durante este periodo de emergencia y estrenará “Rehilete”, para cuarteto de flautas, en Chicago


ELEANE HERRERA MONTEJANO

01/08/2022 19:40



“A mí, la pandemia me hizo los mandados”, afirma el compositor Sergio Cárdenas. Se ríe un poco y se reacomoda frente a su café americano: a pesar de su situación financiera, dentro de 8 días se irá a Chicago, donde estrenará la obra “Rehílete” para cuarteto de flautas, en el marco de la 50° Convención Internacional de Flautistas. La más importante del mundo.

“Fue un encargo de la flautista principal de la Orquesta Sinfónica Nacional, Evangelina Reyes, quien en el contexto de esta convención presentará un proyecto ambicioso, el catálogo de música latinoamericana para flauta”, informa y califica dicho proyecto como “fantástico”.

Recientemente, Sergio fue galardonado con el Premio Nacional de Artes y Literatura 2021, que por la pandemia no se había anunciado.


En conversación sobre este mérito y sus proyectos actuales, el tanto-músico-como-escritor comenta que desde el inicio de la contingencia sanitaria, hace casi 3 años, hasta la fecha ha compuesto 12 obras. También publicó su quinto libro (“La propia manera de oír el mundo”) y actualmente sigue concretando proyectos.


-Te ha revigorizado el premio.

- “Imagínate, a mi edad, ¿cómo crees que no?”

-Me imagino que no fue fácil llevar un juicio en pandemia.

-“Pues no, pero no me he amilanado. En estos casi 3 años he escrito 12 obras. Estoy por terminar un cuarteto para cuerdas y quizás empiece una nueva la próxima semana, no lo sé todavía. Además, he estado activo con la orquesta de cámara, se han estrenado 2 piezas mundialmente… La pandemia me hizo los mandados. No me dejé, ni me encerré, ni me agüité. Dije, ahora que estoy solo, voy a aprovecharlo”.

REHILETE.

Sergio Cárdenas se tardó un mes en componer la obra que se estrenará en Chicago. “Fue entre marzo y abril de este año. A veces se da, a veces se lleva mucho tiempo, nunca sabe uno”.

Considera que se trata de una obra difícil que busca manifestar de manera sonora “la vertiginosidad de un rehílete”, que con el viento acelera, luego se calma y va más lento. “Todo eso está en la pieza, me parece una obra fantástica”, se enorgullece.

Apunta que su estreno contará con maravillosos ejecutantes. Tres de ellos son maestros de música en universidades de Estados Unidos, además de la mexicana, Evangelina Reyes.

“Estoy desesperado por estar en los ensayos y escuchar todo eso, cómo nace el bebé”, añade el compositor.

De su cuello cuelga un dije de oro que representa la llave del Río Nilo, además de un cuarzo y una piedrita turquesa. Su playera en grises tiene una mancha de cloro a la altura del pecho, sus zapatos están perfectamente boleados. Confiesa que en su cuenta bancaria quedan aproximadamente 5mil pesos.

Hace 52 meses que se encuentra en disputa legal con la UNAM, sin recibir ingresos y, aunque no sabe cuándo le depositarán los 823 mil 313 pesos, noventa y cinco centavos que corresponden al Premio Nacional, agradece la enorme fortuna de “tener amistades que lo han mantenido, en muchos sentidos”.

“Ahora que voy a Chicago para el estreno de una pieza mía, si no tuviera apoyos de la Sociedad de Compositores y un grupo de como 22 amigos que me patrocinan gastos de hotel, alimentación y taxis…, no podría irme”.

SEMBRANDO MUSICA.

Entre los proyectos que Sergio Cárdenas impulsa este año destaca la propuesta de constituir un programa llamado “Sembrando música mexicana de conciertos”.

“Nuestras orquestas no están pasando por un buen momento económico. Tienen muchas limitaciones en aplicaciones de presupuesto”, comenta.

Explica que la música genera derechos a pagar –además de la renta, difusión pública y esas cosas que se establecen por ley-, de modo que, al no tener un presupuesto saludable, a las orquestas les resulta casi imposible programar obras mexicanas.

Su propuesta es crear una partida presupuestal federal, a la cual puedan acceder todas las orquestas y compositores del país. “Yo propongo que sea en una instancia federal, a través de la Secretaría de Cultura. Puede ser lo que antes se llamaba Fonca y ahora se llama Sistema de apoyos a la creación y a proyectos culturales”.

Las orquestas podrían aplicar o concursar por este fondo federal al enviar un calendario de actividades. También deberían indicar las obras mexicanas que quieren programar, así como la cantidad que se requiere para el pago de derechos.

“Así, la orquesta no afecta su presupuesto, el compositor resulta beneficiado y la música se propaga más. Es en beneficio de todos los compositores y manifestaciones, no tienen que ser nacionalistas o algo en específico, cualquier manifestación musical que se presente es bienvenida, el único requisito es que sean obras mexicanas”, continúa.

Asegura que este proceso no resultaría complejo para nada. “Es abrir un fondo. Ya incluso mandé un proyecto de reglamentos al Sistema de apoyos”.

Aún falta la aprobación por parte de la Secretaría de Cultura, sin embargo, el ganador del Premio Nacional de Artes y Literatura 2021 espera poder platicar pronto con las autoridades que han recibido la propuesta.

“Si tenemos mucha suerte quizás se puede echar a andar para septiembre, octubre o a partir de enero próximo de forma estable. Lo estamos planeando para que sea algo anual”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario